viernes, 9 de diciembre de 2011

El arte que surgió del fuego.

A continuación, una serie de fotografías propias de cualquier volcán. Un cuidado trabajo de diseño para una colección forjada, a base de llamas, en un alarde de originalidad con guitarras, claves de sol o siluetas de mujer tan insólitas como llamativas.











2 comentarios:

Anónimo dijo...

El fuego tiene algo de mágico, de transmutador. Ha quedado genial.

Un cordial saludo.

F. D.R.C. dijo...

Su punto ancestral y con epíritu propio, hace que siempre fijes la mirada en él. ¡A fuego¡.
Me alegra que haya sido de tu agrado.
Un abrazo Tony.

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...